Tráfico y explotación sexual: CNDH advierte de un panorama desalentador

México

Tráfico y explotación sexual: CNDH advierte de un panorama desalentador

La CNDH emitió un comunicado donde expresa preocupación por el panorama actual de la trata de personas y la explotación sexual en el país

Mujer llorando

Mientras el 95% de las víctimas de trata de personas son mujeres y niñas, también existe una población masculina afectada que es invisibilizada debido a estereotipos de género arraigados en la sociedad Foto: Pexels

Mediante un comunicado emitido en el marco del Día Internacional contra la Explotación Sexual y el Tráfico (Trata) de Mujeres, Niñas y Niños, la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) advirtió de un “panorama desalentador” de esta problemática en el país, que continúa prevaleciendo de manera arraigada como un “flagelo” sobre el derecho a la vida libre de violencia de la población.

La CNDH expresó preocupación alrededor del desconocimiento de las autoridades federales a las causas estructurales que mantiene la prevalencia de estos delitos en México, ya que se reporta una falta de información en las cifras reportadas por las Fiscalías Generales Estatales, que no incluyen en sus reportes las posibles situaciones de vulnerabilidad que podrían estar presentes entre las víctimas como el tratarse de personas provenientes de comunidades indígenas, migrantes o con discapacidad, lo que impide tener un panorama nacional de la realidad en esta problemática.

Según datos de la misma comisión concentrados en el estudio “Diagnóstico sobre la Situación de la Trata de Personas en México 2019”, entre junio de 2012 y julio de 2013 se identificó que en la trata de personas el 70% es en el ámbito sexual con el 95% de las víctimas siendo mujeres y niñas.

Otra de las cifras más preocupantes en el estudio es el parentesco de las víctimas de trata con los responsables, presente en el 77% de los casos.

En el mismo comunicado la CNDH resalta que no se descarta también la existencia de este problema sobre la población masculina, principalmente en niños y adolescentes, que son de las víctimas más invisibilizadas debido a estereotipos de género que impiden o dificultan su protección ante este delito, con los albergues destinados a la atención de víctimas negando la atención a hombres mayores de 13 años.

Lee también

// aca van los comentarios vite