Arizona recomienda detener la vacuna COVID-19 de Johnson & Johnson

COVID-19

Arizona recomienda detener la vacuna COVID-19 de Johnson & Johnson

Esta decisión es a causa de los seis casos reportados en Estados Unidos, de 6.8 millones de dosis administradas a nivel nacional

la vacuna de Johnson & Johnson es eficaz hasta un 66%, según los resultados del ensayo aplicado a cerca de 44 mil voluntarios.

La vacuna de Johnson & Johnson es eficaz hasta un 66%, según los resultados del ensayo aplicado a cerca de 44 mil voluntarios. Imagen Internet.

El Departamento de Servicios de Salud de Arizona (ADHS) anunció hoy que recomienda una pausa en el uso de la vacuna COVID-19 de Johnson & Johnson según las recomendaciones de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) y la Administración de Alimentos y Medicamentos. (FDA). 

Los CDC y la FDA recomiendan una pausa en el uso de la vacuna basándose en seis casos reportados en los EE. UU., de 6.8 millones de dosis administradas a nivel nacional, de un tipo de coágulo sanguíneo raro y severo en individuos después de recibir la vacuna Johnson & Johnson.

Hasta ahora, en Arizona, se han asignado 226,300 dosis de la vacuna Johnson & Johnson en Arizona, con aproximadamente 122,000 administradas. 

ADHS está trabajando con los departamentos de salud pública locales y los socios comunitarios para comunicar la pausa recomendada en la administración de la vacuna Johnson & Johnson. 

Las personas que tenían citas para recibir la vacuna Johnson & Johnson pueden programar una cita para la vacuna Pfizer o Moderna en línea en azdhs.gov/findvaccine mientras la administración de la vacuna Johnson & Johnson está en pausa. 

Los proveedores aún pueden administrar la vacuna Johnson & Johnson si creen que es clínicamente apropiada después de una conversación con su paciente.

Esto te puede interesar:

“Si bien la aparición de este raro coágulo de sangre es extremadamente rara en comparación con la cantidad de dosis de la vacuna Johnson & Johnson administradas en todo el país, seguimos las pautas de los CDC y la FDA por precaución y continuaremos trabajando con nuestros socios federales y estatales sobre el estado de la vacuna ”, dijo la Dra. Cara Christ, directora de ADHS. 

“La vacuna COVID-19 es segura y eficaz y es una de las mejores herramientas que tenemos para reducir la propagación de la enfermedad en Arizona. Animo a todos a que se vacunen contra COVID-19”. 

Según los CDC, los seis casos de coágulos de sangre se produjeron en mujeres de entre 18 y 48 años. Los síntomas se presentaron de 6 a 13 días después de la vacunación. Las personas que hayan recibido la vacuna Johnson & Johnson y que desarrollen dolor de cabeza intenso, dolor abdominal, dolor en las piernas o dificultad para respirar dentro de las tres semanas posteriores a la vacunación deben comunicarse con su proveedor de atención médica. 

El Comité Asesor sobre Prácticas de Inmunización federal se reunirá el miércoles y brindará más orientación a los estados.

Lee también

Comentarios

Commentarios